LASHÓN HARÁ (IV)

18.- ZAJOR ET ASHER ASA HASHEM ELOKEJA LEMIRIAM BADEREJ BETZETEJEM MIMITZRAIM “Recuerda lo que el Señor tu D-os le hizo a Miriam en el camino cuando salieron de Egipto (Devarim 24:9)”
La Torá nos manda recordar vocalmente el castigo que Miriam recibió por hablar Lashón Hará sobre Moshé Rabenu (ver comentario de Ramban). Hubo numerosos factores que podrían haber mitigado la gravedad del pecado de Miriam y por lo tanto de su castigo:
1.- Ella habló sobre su hermano al cual amaba.
2.- Ella arriesgó su vida para salvar a Moshé cuando él era un bebé
3.- Ella lo crió cuando él era un niño.
4.- En realidad, ella no dijo nada negativo sobre Moshé; únicamente minimizó su grandeza.
5.- Ya que ella no Habló en presencia de Moshé, él no fue avergonzado.
6.- Ella no habló contra él en público, sino en privado, con Aharón, su hermano.
7.- Moshe Rabenu era el ejemplo de la humildad y no fue afectado por lo que Miriam dijo sobre ella.
Sin embargo, a pesar de la virtudes de Miriam, fue castigada con lepra. Cualquier persona que habla Lashón Hará viola el mandamiento de recordar lo que D-os le hizo a Miriam(*).
El Rav Betzalel Hacohen de vilna una vez le dijo a Jafetz Jaim que si alguien estudia las leyes pertenecientes a la Lashón Hará, cumple con la mitzvá de recordar el castigo de Miriam.

19.- VEAHAVTA LEREAJÁ KAMOJA “Ama a tu prójimo como a ti mismo (Vayikrá 19:18)”.

La Torá nos manda ser igualmente considerados con la propiedad y la dignidad de otros, como con la propia (Rambam Deot 5:3). Al hablar Lashón Hará la persona muestra que no ama al sujeto, definitivamente no al grado en el que se ama a sí mismo.

A pesar de que una persona es consciente de sus propios fallos, él desearía que nadie hablar de estos fallos a otros.
Cualquiera que habla o acepta este tipo de Lashón Hará, viola este mandamiento.

20.-BETZEDEK TISHPOT AMITEJA “Juzga a tu prójimo de una manera justa (Vayikrá 19:15)”.

Este versículo nos indica que debemos de dar el beneficio de la duda a alguien cuando lo vemos hacer algo que puede se interpretado a su favor (Rambam, Sefer Hamitzvot, Precepto positivo 117).
Si una persona, que por lo general observa las mitzvot, dice o hace algo, y las probabilidades de juzgarlo favorable o desfavorable son la mismas, nosotros tenemos la obligación de juzgarlo favorablemente.
Si la persona en cuestión es una persona temerosa de Hashem, aún si la posibilidades de un juicio no favorable son mayores, se debe de asumir que la acción de la persona fue propia.
Si Usted relata la acción de la persona que fue impropia, y la de esta manera se lo relata a otras personas, además de violar la prohibición de hablar Lashón Hará, transgrede este mandamiento.
A menudo, una narrativa puede consistir en hechos completamente verdaderos, pero a causa de que la acción o las palabras relatadas fueron usadas fuera de contexto, se transmite una imagen distorsionada. También, muchas veces cosas son dichas o hechas cuando alguien está enojado, cuando en circunstancias normales, no hubieran sido hechas o dichas. No es justo juzgar tales incidentes sin tomar en cuenta las circunstancias en las que sucedieron.

21.- VEJI YAMUJ AJIJA UMATA YADO IMAJ VEHEJEZAKTA BO. “Si tu hermano empobrece, y pierde la habilidad par mantenerse a sí mismo dentro de la comunidad, TÚ DEBES AYUDARLO (Vayikrá 25:35)”

La Torá manda ayudar económicamente a nuestro prójimo Judío a fin de prevenir que empobrezca. Esta ayuda puede ser de donación, préstamo o alguna fuente de ingreso religiosa.
Si Usted habla Lashón Hará y a consecuencia de esto, pierde su trabajo la persona de la que hablamos, o su fuente de ingreso, usted ha transgredido este mandamiento de la Torá.

22.-HOJEAJ TOJIAJ ET AMITEJA. “ Tu debes reprender a tu prójimo (Vayikrá 19:17)”

Si alguien le empieza a relatar Lashón Hará, y en lugar de reprenderlo, le ayudo a que continúe prestando atención, estamos violando este mandamiento.

Es importante recordar que inmediatamente después de darse cuenta de que la conversación contiene Lashón Hará, se debe reprender a quien la está relatando. No espere a que la persona termine de hablar. Cada palabra de Lashón Hará es una transgresión por si misma, y es su obligación evitar que la otra persona transgreda.

23.-UBO TIDBAK “Debes adherirte a Él (Devarim 10:20)”

Este versículo nos manda estar en la compañía de Talmide Jajamim (Sabios de la Torá), para que podamos aprender de su ejemplo (Rambam: Deot 6:1-2).
Si Usted abandona la compañía de Talmide Jajamim para unirse a un grupo de personas que están hablando Lashón Hará. Usted viola este mandamiento.

24.-UMIKDASHI TIRAU “Teman mi lugar Santo (Vayikrá 19:30)”

Nosotros estamos obligados a actuar con reverencia cuando entramos a una sinagoga a un Bet Midrash, ya que estos son considerados como un Mikdash Meat, un Bet Hadikdrash a escala menor (Yeraim 344; Mihsná Berura 151:1). Cualquiera que hable Lashón Hará en una sinagoga o en un Bet Midrash violará este mandamientos.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: